Google+

AVISO LEGAL
La importación, tenencia y venta de semillas de cannabis no están reguladas por la ley de acuerdo con el Tratado Unilateral de Estupefacientes acordado en Viena en 1961. En algunos países como en España el cultivo de semillas de cannabis por empresas, asociaciones o particulares, sin la debida autorización, puede ser constitutivo de delito (Artículo 25.1 de la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana y Artículo 368 del Código Penal), por lo que la venta de semillas en estos países es, exclusivamente, para aplicaciones industriales, colección o preservación genética. Los distribuidores y clientes de Neville Grow, aceptan la restricción específica de que las semillas no sean utilizadas por terceros para fines ilícitos. Así mismo no se pretende fomentar ni inducir a nadie a actuar contra la Ley y cada cual es responsable de sus actos.
Nuestra web utiliza cookies propias para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información AQUÍ.

Si entras a esta web significa que eres mayor de edad, y que entiendes y aceptas lo expuesto.

    TENGO 18 AÑOS O MÁS
Compartir en FacebookCompartir en TwiterCompartir en Google+Compartir en MenéameCompartir en LinkedinSuscribirse a nuestra RSS
09/09/2013

“Adornaron” con cannabis las calles de una ciudad de Gales




País de Gales, Gran Bretaña. Decenas de plantas de cáñamo crecían en los maceteros instalados en las calles más céntricas de la ciudad británica de Newport, en Gales. La marihuana la sembraron unos desconocidos entre las flores plantadas por los jardineros municipales.

La plantación camuflada la fotografiaron y denunciaron los vecinos de Newport después de que durante varias semanas los transeúntes las contemplaran sin darse cuenta de lo que realmente contenían los maceteros además de petunias y begonias. La Policía, avisada por los ciudadanos, tardó demasiado en acudir al lugar y antes de su llegada toda la cosecha ya se había retirado.

Varios testigos compartieron sus impresiones con los corresponsales de los medios de comunicación locales.

“Nunca había visto cannabis creciendo en estado salvaje antes, y me gustó”, dijo el empresario Dean Beddis, de 29 años. “La verdad es que es una planta bastante bonita, y quedaba fenomenal. Pensé que Newport se estaba convirtiendo en un nuevo Ámsterdam”.

Según declararon las fuentes policiales, para determinar a los responsables de sembrar y cosechar el cáñamo se estudiarán las grabaciones de las cámaras de vigilancia instaladas en el centro de la ciudad. En Ayuntamiento afirman que quienquiera que haya plantado la marihuana se ha beneficiado del trabajo de los jardineros, que regaban y fertilizaban las plantas sin saberlo.

En el Reino Unido, el cultivo, la posesión y la venta de drogas, incluso de drogas blandas como la marihuana, están totalmente prohibidos. Desde comienzos de este año está pendiente de debate la iniciativa de un grupo de lores que pidió despenalizar la posesión y el consumo de algunas sustancias estupefacientes. Los miembros de la Cámara alta del Parlamento británico creen que las sanciones penales son ineficaces para combatir el tráfico ilegal y la adicción a las drogas entre los jóvenes.



Arriba