Google+

AVISO LEGAL
La importación, tenencia y venta de semillas de cannabis no están reguladas por la ley de acuerdo con el Tratado Unilateral de Estupefacientes acordado en Viena en 1961. En algunos países como en España el cultivo de semillas de cannabis por empresas, asociaciones o particulares, sin la debida autorización, puede ser constitutivo de delito (Artículo 25.1 de la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana y Artículo 368 del Código Penal), por lo que la venta de semillas en estos países es, exclusivamente, para aplicaciones industriales, colección o preservación genética. Los distribuidores y clientes de Neville Grow, aceptan la restricción específica de que las semillas no sean utilizadas por terceros para fines ilícitos. Así mismo no se pretende fomentar ni inducir a nadie a actuar contra la Ley y cada cual es responsable de sus actos.
Nuestra web utiliza cookies propias para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información AQUÍ.

Si entras a esta web significa que eres mayor de edad, y que entiendes y aceptas lo expuesto.

    TENGO 18 AÑOS O MÁS
Compartir en FacebookCompartir en TwiterCompartir en Google+Compartir en MenéameCompartir en LinkedinSuscribirse a nuestra RSS
27/07/2015

Madrid grow shop.Una casa hecha de cáñamo en España



Que el cáñamo sirve para mucho más que para el uso recreativo y terapéutico que ofrece la especie sativa (la marihuana) es algo que se conoce desde antiguo. Pese a que en las últimas décadas se haya estigmatizado a esta planta, la realidad es que históricamente se ha utilizado para la elaboración de multitud de productos. Desde vestidos hasta papel. Incluso las velas de los barcos que empleó Cristobal Colón para viajar a América o la bandera estadounidense con la que se firmó la Declaración de Independencia en 1776 estaban hechas con este material.


La arquitecta alemana Monika Brümmer, afincada en Guadix (Granada), se dio cuenta de las virtudes de esta planta desde su época universitaria y en 1999 decidió fundar Cannabric, un estudio de arquitectura ecológica que emplea materiales biológicos para sus proyectos, especialmente el cáñamo.


Brümmer fabrica desde entonces sus cannabrics, bloques de cáñamo que sustituyen al ladrillo convencional en sus construcciones. Pero no sólo eso, también paneles prefabricados, cañamiza para morteros y mantas aislantes o fieltros para la amortiguación acústica. Bloques hechos con cáñamo.



SILVESTER WESSELS


FUENTE Entorno Inteligente




Arriba