Google+

AVISO LEGAL
La importación, tenencia y venta de semillas de cannabis no están reguladas por la ley de acuerdo con el Tratado Unilateral de Estupefacientes acordado en Viena en 1961. En algunos países como en España el cultivo de semillas de cannabis por empresas, asociaciones o particulares, sin la debida autorización, puede ser constitutivo de delito (Artículo 25.1 de la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana y Artículo 368 del Código Penal), por lo que la venta de semillas en estos países es, exclusivamente, para aplicaciones industriales, colección o preservación genética. Los distribuidores y clientes de Neville Grow, aceptan la restricción específica de que las semillas no sean utilizadas por terceros para fines ilícitos. Así mismo no se pretende fomentar ni inducir a nadie a actuar contra la Ley y cada cual es responsable de sus actos.
Nuestra web utiliza cookies propias para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información AQUÍ.

Si entras a esta web significa que eres mayor de edad, y que entiendes y aceptas lo expuesto.

    TENGO 18 AÑOS O MÁS
Compartir en FacebookCompartir en TwiterCompartir en Google+Compartir en MenéameCompartir en LinkedinSuscribirse a nuestra RSS
21/09/2017

¿Realmente Jesus uso marihuana para hablar con Dios?



Un importante erudito bíblico afirma en su nuevo libro que Jesús utilizó el extracto o aceite de cannabis para hablar con Dios


El su nuevo libro “Hablando con Dios a través del cannabis” el Psicoanalista, y profesor de Teología en la Universidad de Boston, Ralph Heinz, argumenta que Jesucristo era un consumidor habitual de cannabis e incluso lo utilizaba para “hablar con Dios”.


Ralph Heinz trata en su libro de abolir el mito del cristianismo moderno en el que las drogas psicodélicas y la adoración de Dios son antagónicas. “La mayoría de las historias en la Biblia claramente hablan de personas que experimentan alucinaciones de cannabis, la visión del Angel de Señor sobre un arbusto ardiente o Dios en las nubes”.


“Creo que para cualquiera que haya leído el pasaje de la Biblia, está claro que los profetas y los apóstoles pasaron gran parte del tiempo conn alucinaciones psicodélicas, cuando estaban completamente intoxicados con el cannabis, vino u otras sustancias.”


jesus-high



Profesor Ralph Heinz

“No hay necesidad de juzgarlos o pintar a estos personajes como santos o demonios, eran buenos hombres que lo pasaban bien” añade.


En ese momento, el incienso de cannabis era comúnmente utilizado en la mayoría de las ceremonias religiosas, y Heinz afirma que el cannabis también jugó un importante papel religioso.


“Los sacerdotes combinaron la resina de cannabis con mirra, bálsamo, incienso y perfume, luego ungieron su piel y la quemaron”. La palabra “Mesías” significa “hombre ungido”, así que Jesucristo fue claramente un defensor del aceite de cáñamo.


Según un profesor de teología, la mayor parte de la confusión con respecto al uso de cannabis en la Biblia se debe a malentendidos con respecto a la traducción de la palabra cannabis en hebreo “kaneh bosm”, y que ha sido mal representada. La palabra significa cannabis, pero los traductores la reconocen erróneamente como entre otras plantas el kalamus.


La estudiante polaca Sula Benet en 1936. Fue la primera que señaló la traducción incorrecta de la palabra kanabos, kannabus y en hebreo  kaneh bosm . Todas estas palabras significan cannabis, lejos de como se pensaba que era “scallion” (varias especies de Allium).


El autor también afirma que algunos pasajes del Nuevo Testamento, como el Apocalipsis de Juan o las visiones de Ezequiel en el libro de Ezequiel no pueden explicarse solo por el uso de cannabinoides o por la embriaguez alcohólica, podrían explicarse por el consumo de otras sustancias psicodélicas como los hongos alucinógenos.


Desde el tiempo de Moisés hasta el posterior profeta Samuel, el aceite santo para la unción fue usado por los sacerdotes para recibir la “re



Arriba
Cerrar ventana de suscripción ¿Quieres recibir nuestro boletín?

Introduce tu email: Enviar