Google+

AVISO LEGAL
La importación, tenencia y venta de semillas de cannabis no están reguladas por la ley de acuerdo con el Tratado Unilateral de Estupefacientes acordado en Viena en 1961. En algunos países como en España el cultivo de semillas de cannabis por empresas, asociaciones o particulares, sin la debida autorización, puede ser constitutivo de delito (Artículo 25.1 de la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana y Artículo 368 del Código Penal), por lo que la venta de semillas en estos países es, exclusivamente, para aplicaciones industriales, colección o preservación genética. Los distribuidores y clientes de Neville Grow, aceptan la restricción específica de que las semillas no sean utilizadas por terceros para fines ilícitos. Así mismo no se pretende fomentar ni inducir a nadie a actuar contra la Ley y cada cual es responsable de sus actos.
Nuestra web utiliza cookies propias para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información AQUÍ.

Si entras a esta web significa que eres mayor de edad, y que entiendes y aceptas lo expuesto.

    TENGO 18 AÑOS O MÁS
Compartir en FacebookCompartir en TwiterCompartir en Google+Compartir en MenéameCompartir en LinkedinSuscribirse a nuestra RSS
23/06/2014

Siguiendo ejemplo uruguayo, plantan marihuana en plazas de Gran Bretaña

Hace dos meses repartieron las semillas, y ahora comienzan a trasplantar a espacio públicos en Londres y otras ciudades inglesas.


 Parece que nadie escuchaba al Club de Cannabis de Londres en el escenario político, por lo que puso en marcha una campaña llamada “Feed the Birds” (alimenta a los pájaros) para distribuir semillas de cannabis, legales en Gran Bretaña, y para que sean plantadas en espacios públicos.


Según el sitio web de la organización, la intención es “crear conciencia sobre la difícil situación de los usuarios medicinales y recreativos de la cannabis”.


La organización, que reclama la “plena despenalización y regulación del cannabis” agrega que “durante décadas nuestros políticos han tirado dinero de los contribuyentes por los apestosos y quebrados inodoros en la llamada guerra contra las drogas que sin lugar a dudas van directamente a las alcantarillas del crimen organizado y la corrupción”.


Afirman que la legalización seria beneficiosa para la sociedad  y para la economía en general. Es que sostienen que las nuevas tecnologías permiten utilizar el cáñamo para realizar “plásticos biodegradables, materiales de construcción industriales, medicinas, ropa, aceites, combustibles, alimentos y papel”, entre otros.





Las semillas son distribuidas a través de los clubes sociales de cannabis en toda Gran Bretaña pero con ciertas reglas: asegurar que sean para alimentar a las aves, deben cuidar la planta durante un mes y luego plantarla en un lugar “muy público y notorio” y luego enviar imágenes.

Las plantas ya se han visto en el centro turístico de Londres en la zona de Westminster, Big Ben y cerca del Tower Bridge aunque la organización advierte que varias han sido retiradas.


La organización estima que en tres meses los usuarios pueden volverse autocultivadores sin tener que recurrir al mercado negro para obtener la marihuana.


Fuente Eldiario



Arriba